Muchos talleres con los que trabajamos se encuentran con clientes aquejados de problemas de control en el vehículo que, muchas veces, con solo revisar los neumáticos, se detecta a simple vista de dónde vienen. El flatspot es un fenómeno común y que puede acarrear consecuencias serias, por lo tanto, explicar a los clientes los peligros asociados al flatspotting es primordial para que mantengan la seguridad, incluso si no se han quejado de ello. 

Cómo explicar qué es el Flatspottig

Hablamos de flatspot cuando el neumático presenta un área totalmente plana en la banda de rodadura, lo que provoca serios problemas de adherencia al asfalto, poniendo en serio peligro a los conductores y usuarios de la vía.

¿Qué puede causar el flatspot?

Son varias las causas que pueden hacer aparecer este problema:

  • El mal almacenaje de los neumáticos: si no han sido guardados como es debido, los neumáticos se deforman y uno de los posibles defectos es este.
  • Si el coche ha estado estacionado durante mucho tiempo, es posible que las cubiertas también desarrollen este problema. Esto es especialmente frecuente cuando ha sido almacenado en un lugar con clima frío.
  • Que el usuario comprara neumáticos con un índice de carga inferior al recomendado para su vehículo, lo que produce la deformidad en el neumático con más facilidad cuando pasa tiempo estacionado.
  • Los frenazos bruscos en circulación que bloquean la rueda y hacen que se arrastre el neumático por el asfalto, dejan estas caras planas en la banda de rodadura.

¿Qué consecuencias tiene el Flatspotting?

Es muy posible que, una vez que el usuario empieza a rodar de nuevo y la banda de rodadura se calienta, esta tome forma y los problemas disminuyan, pero de no ser así, el neumático estará totalmente deformado, causando:

  • Falta de adherencia y, por lo tanto, menor control del vehículo.
  • Mayor posibilidad de daño en el neumático durante la marcha a causa de la deformidad.
  • Incremento del consumo de carburante. 

Es siempre importante indicarle al cliente que los problemas que acarrea el flatspotting van más allá de lo meramente económico, que atañen a cuestiones de seguridad y, por lo tanto, la aproximación debería ir en ese sentido.

¿Cómo solucionar un flatspot en la cubierta?

Si el daño es irreversible no queda más remedio que cambiar los neumáticos afectados, pues otra reparación es imposible, no se le puede devolver la forma a la cubierta. No obstante, si tu cliente reconoce alguna de las posibles causas como la más probable en su caso, siempre puedes aconsejarle para que no le vuelva a ocurrir:

  • Mover el vehículo de manera regular, aunque sea para dejar los neumáticos en otra posición.
  • Poner alfombrillas bajo los neumáticos si se aparca en un entorno frío para evitar lo máximo posible que aparezca este problema. 
  • Almacenar de manera correcta los neumáticos, recomienda las mejores prácticas a todos aquellos que te comenten que tienen dos juegos, de verano e inverno, para cambiar cada estación.
  • No conducir con exceso de velocidad y llevar técnicas de conducción ecológica, que ayudan a prevenir los frenazos, aunque en carretera hay que prestar siempre atención a posibles imprevistos.

No son muchas las medidas a tomar para prevenir el flatspotting y son bastante sencillas, por lo que seguramente tus clientes estén contentos de recibir esta información, así como posibles soluciones que les vuelvan a acarrear un gasto. 

¿Has tenido que conversar sobre el flatspot con tus clientes ya? Al final, el buen trato, las recomendaciones y ofrecer un servicio de calidad les harán volver a ti. Recuerda que, para ofrecerles los mejores neumáticos del mercado, puedes contar con Neumáticos Soledad, el distribuidor de neumáticos al por mayor en España con la mejor red logística. ¡Te esperamos!